Y deje de temer y aprendí a hacer

Camine agarrada de las manos, con mis deseos, pasiones y los bolsillos llenos de esperanza, deje los miedos atrás y empece a vivir como me dio la gana, me libere de mi y de los roles que me obligan a cumplir, ando con mi afro y mi sonrisa como adorno y aunque con vicisitudes. VIVO COMO QUIERO.


sábado, 11 de septiembre de 2010

ESTE ES MI PAIS....

Los ojos me pesan y prefiero dejar de mirar, los caminos ocultos y las diferentes formas de llegar, me he rendido muchas veces en esta lucha que es la vida,  me he perdido en el laberinto de las salidas sin puertas, sin opciones.

Aquí estoy en el país de las maravillas, el mismo que Alicia presume en películas, libros y cuentos de hadas, podría comparar mi pedazo de tierra con el paraíso o con el infierno, cualquiera de las dos descripciones encajaría.
Admito que aunque me quejo mucho, hago poco o casi nada porque es más fácil, porque de esa manera no tengo que sudar o estar en disposición de molestarme o presta a sufrir un infarto con las ocurrencias y situaciones que veo a diario…. Repito no soy poeta ni escritora, escribo solo para que mi cabeza no explote, solo para que lo que me rodean no se quejen de mi y mis dolencia e inconformidades…. Confieso a veces o casi siempre no se lo que digo y hago.
Volviendo al tema, tengo miedo y rabia por no avanzar, por quedarme estancada en el charco 3D que es mi país, por ser un ser tal vez mas pensante o (no se si se pueda llamar locura a la obstinación) u obstinada que los demás.
Vivo en el cielo, con aguas azules y aire fresco, con grandes cocotales y hermosas montañas, un clima cálido los 365 días del año lo que nos da un bronceado permanente, una gastronomía no muy variada pero rica en nutrientes, donde la gente sonríe  porque si y actúa de forma medalaganaria sin prejuicios, donde las playas son azules, verdes y grises y se come el mejor pescado con coco del mundo, el sitio donde las mujeres brindan amor a cambio de dólares o euros, donde nadie se queda sin bailar merengue o bachata o aprender a hacerlo, donde a todo el que vive en este pedazo de tierra sobre el mar Caribe se le enseña que el ron, las mujeres, el baile con movimientos fuertes y débiles de caderas son la respuestas a cualquier problema que pase a tu alrededor. Donde abrazarse es el saludo más común a pesar del calor, donde la cercanía de la familia es el pilar de la sociedad, donde la gente es pacifica y hospitalaria, donde amar no es pecado es condición, donde todos los caminos conducen a una fiesta improvisada y desenfrenada, donde nadie mira nadie y todos conocen a todos.
Este es el paraíso, donde dar amor es la  solución a todo, donde independientemente de lo que nos llevemos a la boca en el día o en la noche, confiamos y tenemos fe de que nada puede ir peor, donde todo el que entra no quiere salir y donde a pesar de las adversidades se puede creer en el futuro.
Vivo en el infierno, en la ciudad de corrupción y gente sin educación, donde el que no es analfabeto es porque lo es de manera funcional, donde se cree que guacanagarix fue el gran héroe de la historia y aun ponemos en practica su doctrina del lambonismo por la madre patria( que no es mas que el país que zaquearon los colonizadores dejándonos en una miseria no solo económica sino también de identidad y valores), donde no hay autoridad y la que hay abusa de su poder, donde los policías prefieren comer en la cabeza del pueblo, impidiendo que estos muevan un dedo por lo que pueden considerar justo, donde estos disparan con la intención de matar, donde no se puede transitar libremente sin miedo, donde un pescado con coco no todos se los pueden comer por el precio, y donde las playas se han vuelto semiprivadas y los turistas son los que las disfrutan, donde los movimientos de caderas se han convertido en excusa de la prostitución , donde la ciudad se ha vuelto tapón, donde están los peores servicios públicos del mundo y nadie sabe como, ni donde, ni a quien quejarse.
Donde las oportunidades vienen con nombre y apellidos desde la cuna, donde la palabra Lucha ya no existe, donde la gente prefiere ser colonia de otros que independiente, donde no hay voz, donde no hay protección , donde un profesional gana peor que un analfabeto de los del congreso, donde ya nadie cree, ni piensa en nadie. Donde yo estoy atrapada y NO QUIERO SALIR.
El cielo y el infierno son cosas diferentes y distantes, y prefiero estar en ambos aunque tenga muchas veces que cerrar los ojos y morderme la lengua para no hablar, luchar por ambos aunque en la luche este yo sola y quedarme en ambos, porque este es mi país, y así como es lo quiero.

Dios, Patria Y Libertad.


No hay comentarios:

Publicar un comentario