Y deje de temer y aprendí a hacer

Camine agarrada de las manos, con mis deseos, pasiones y los bolsillos llenos de esperanza, deje los miedos atrás y empece a vivir como me dio la gana, me libere de mi y de los roles que me obligan a cumplir, ando con mi afro y mi sonrisa como adorno y aunque con vicisitudes. VIVO COMO QUIERO.


viernes, 17 de octubre de 2014

En la dirección TA


Mañana es mi cumpleaños número 27, si 27, se que muchos dirán que soy aun joven, con toda la vida por delante, cosa que no voy a refutar. Este año hago mi recuento con relación a como las personas que conoces en el camino cambian tu forma de pensar en cuanto  algún aspecto de tu vida, amores, carrera, estilos de vida, ect.

Como siempre resalto que mi familia y amigos son para mi los seres mas importantes en el mundo después de Dios. Este año conocí la acción PREDICAR CON EL EJEMPLO, luchar por lo que quieres a regaña dientes, lamento informar que siempre seré como soy porque soy feliz tal cual soy risas, abrazos, y sí los piques están incluidos.

Aprendí que el amor esta en todas partes que solo debemos estar abiertos a recibirlo, que tu vida y tus experiencias pueden ser útil para impulsar a otros, que la mejor remuneración del mundo es estar bien contigo y en equilibro con lo que piensas y lo que haces. 

Acepté que por mas que me esfuerce por ser una mujer común, nunca lo seré, y eso esta bien, en la variedad está lo excitante de la vida, sigo soltera, menos que el año pasado pero soltera, resalto esto , porque siempre me preguntan por el amor y respondo. Yo soy amor y el amor que llega a mí lo recibo, caliento y dejo fluir. 

Libré batallas por mi cabello. por mi risa fuera de control, por mis piques no tan moderados, entendí que soy un ejemplo a seguir de muchas personas que están a mi alrededor, que debo cuidar mis pasos, que ser feliz es una elección.

Conocí gente maravillosa, que son y espero que sigan siendo parte de mi vida, hice teatro, hice lo quise.

Sentí que ser libre es mas fácil de lo que podemos creer, que las trabas y los retos son la parte emocionante del camino, decidí que voy hacia una meta y no importa nada ni nadie, Lo voy a lograr.   

Agradezco cada consejo, cada abrazo, cada beso, cada palabra de aliento que recibí, cada manifestación de cariño, cada obstáculo, cada toma de decisión, cada reto, cada acercamiento amoroso, las pasiones, los días que pasaron y la gente que fue parte de ellos, agradezco que decidir ser FELIZ y hacer lo que quiero con mi vida, que se supone MÍA. 

A mis 27 me faltan muchas  cosas por hacer pero entiendo que voy por el camino correcto a conseguirlas.